Síguenos en:

Acceso profesionales

Las Unidades de Trasplante disponen de habitaciones preparadas para adoptar medidas de aislamiento frente a los agentes infecciosos del ambiente que nos rodea. Con ello se pretende proteger al paciente frente a determinadas infecciones durante el periodo de tiempo en que sus defensas están muy bajas.

Dependiendo del tipo de trasplante el riesgo de infección es mayor o menor y por tanto las medidas a adoptar pueden variar. En los casos de bajo riesgo (trasplante autogénico) es suficiente con medidas básicas de higiene del paciente, empleo de mascarilla y lavado de las manos de cualquier persona que contacte él y uso de alimentos con bajo contenido bacteriano (cocinados o bien lavados). Estas medidas pueden complementarse en los trasplantes de mayor riesgo (trasplante alogénico) con el filtrado del aire mediante filtros de alta eficiencia que retienen todos los gérmenes en suspensión y la administración de fármacos que eliminan los gérmenes que normalmente colonizan al paciente y que pueden originar una infección. En las situaciones de un elevado riesgo de infección (trasplantes de donante no emparentado) los pacientes son atendidos en ambientes estériles en los que además de todas las medidas antes comentadas se adoptan medidas similares a las de un quirófano y se esterilizan todos los alimentos, bebidas y objetos que entran en la habitación.

Noticias

Descargar versión actualizada a 22-05-2019. Si quieres ejemplares impresos contacta con la...
Descargar versión actualizada a 22-05-2019. Si quieres ejemplares impresos contacta con la...
            La enfermedad injerto contra receptor...
Los ponentes o el programa podrán sufrir cambios PROGRAMA PRELIMINAR
Ultima actualización 19-02-2018 (modificación en jornada de enfermería y simposio...